- LLÁMANOS - 951 38 57 25 info@ratingempresarial.com

No habrá muchas vacaciones para las empresas interesadas en la compra de Bimbo. La empresa líder del mercado español del pan de molde ha dado ya por cerrada la primera fase del proceso de desinversión de la compañía, que se abrió formalmente el pasado mes de mayo cuando Sara Lee anunció que su negocio de panificación español no era estratégico. A comienzos de julio, la empresa, que facturó 390 millones de euros en 2010, elaboró el cuaderno de ventas con el asesoramiento de los bancos de negocios Rothschild y Rabobank.

Al final han sido ocho las compañías que se han interesado por la operación y que, tras estudiar las condiciones de la oferta, ahora trabajan en la presentación de sus ofertas preliminares de compra. Según fuentes conocedoras de la operación, el objetivo de Bimbo es analizar las propuestas a lo largo del mes de agosto. A finales de mes o a comienzos de septiembre se reducirá la lista inicial de candidatos a dos o tres grupos. Luego se abrirá otro plazo, más corto, en el que se pedirá a las empresas seleccionadas para pasar a la fase final que presenten sus ofertas de compra definitivas, por lo que el proceso podría quedar listo a finales de septiembre o en el mes de octubre.

Cuatro de los interesados por Bimbo son grupos industriales y otros cuatro son fondos de inversión y firmas nacionales e internacionales de capital riesgo. Según las fuentes consultadas, las ofertas preliminares o muestras de interés por parte de industriales han sido presentadas por Panrico, Bimbo México, el grupo italiano Barilla y el fabricante español de pan ultracongelado Panasa, que acaba de dar entrada al capital riesgo en su accionariado. Menos clara está la identidad de los fondos que podrían pujar por la empresa, aunque podría figurar Magnum, MCH o Portabello (la antigua Ibersuizas).

Tal y como publicó EXPANSIÓN el pasado 8 de julio, Panrico y su principal accionista, el fondo de capital riesgo Oaktree, es uno de los firmes candidatos a hacerse con la marca, lo que supondría la creación del líder absoluto del sector. Para Bimbo México la compra de la firma española tendría un fuerte componente emocional, ya que el origen de Bimbo es precisamente la compañía mexicana. Además, hay que tener en cuenta que Bimbo México ya ha adquirido el negocio de pan de Sara Lee en Estados Unidos.

FUENTE: EXPANSIÓN 01/08/2011