- LLÁMANOS - 951 38 57 25 info@ratingempresarial.com

Las grandes firmas de moda españolas se han unido a la campaña mundial impulsada por el hijo de la reina de inglaterra para defender el empleo de esta materia prima natural en la ropa. durante estos dias, las tiendas del barrio de salamanca de madrid promocionarán su uso.

Las grandes marcas de moda españolas se han sumado a la campaña mundial Campaign for wool, que trata de defender el uso de la lana en la ropa. El Corte Inglés, Zara, Massimo Dutti, Hackett y Cortefiel, entre otras firmas, apoyan una iniciativa apadrinada por el Príncipe Carlos de Inglaterra y que llega hoy a Madrid mediante un evento en las calles y las tiendas de moda del popular barrio de Salamanca de Madrid. La calle Serrano se llenará de nubes hechas de lana y la Puerta de Alcalá, de ovejas, para recordar que en los últimos treinta años la población de este animal en España se ha reducido a la mitad.

Política medioambiental

Según fuentes de Inditex, las tiendas de Zara, Zara Home, Massimo Dutti y Uterqüe del barrio de Salamanca participarán en la campaña “porque encaja perfectamente con nuestra política medioambiental y de responsabilidad social”. La lana es un material 100% natural, renovable y biodegradable, lo que llevó a Carlos de Inglaterra, con fuertes convicciones ecológicas, a impulsar la iniciativa en todo el mundo.

El Corte Inglés también se ha volcado con la campaña: ha ampliado las acciones de promoción a toda la semana y a todos los centros de España y Portugal. Las personas que compren prendas o cualquier producto fabricado con lana en los centros de El Corte Inglés por valor superior a 50 euros participarán en el sorteo de un viaje a Australia, el principal productor de lana del mundo.

España ha sido el segundo país, después de Inglaterra, con el mayor apoyo de las marcas de moda. Otras tiendas de Serrano como TCN, Aïta, Roberto Verino y Pedro del Hierro también han decorado sus escaparates e impulsarán la venta de productos de lana. La directora de la campaña en España, Dolores Naharro, explica que “antes, la sociedad conocía los beneficios de la lana, pero las nuevas generaciones desconocen la mayoría de sus propiedades”. “Las campañas de márketing de las fibras sintéticas han perjudicado muchísimo el consumo en Europa”, indica Naharro.

El año pasado se consumieron en España cerca de 20.000 toneladas de fibra de lana, lo que equivale a 425 gramos por habitante. En 2000, el consumo fue de 700 gramos por cada español.

El peso que tiene actualmente la lana sobre los 17,8 kilos de ropa que compra de media cada español al año es del 2,4%, según datos de la Confederación de la Industrial Textil Texfor.

El descenso del consumo de lana, según Texfor, se debe al incremento de las fibras sintéticas en los tejidos. La lana se destina principalmente a prendas exteriores de vestir, ropa de bebé, textil para el hogar, como alfombras, y también para usos industriales, como fieltros, materiales para la construcción o tapicerías de automóviles.

La campaña promovida por el príncipe Carlos se inició en 2010 en Londres y durará cinco años. Este año, se ha exportado el concepto a otras ciudades como Tokio, Ámsterdam, Oslo y Berlín. Hoy llegará simultáneamente a Nueva York y a Madrid.

The Campaign for wool transformó la céntrica calle londinense de Savile Row, icono de la sastrería, en una gigantesca granja con hierba y ovejas. En Madrid, el tramo de Serrano comprendido entre Hermosilla y Villanueva se convertirá en un paisaje celestial con nubes hechas de lana y 24 bailarinas darán movimiento a una colección de Estrella Archs

confeccionada con lana. En la plaza de la Independencia, acampará un rebaño de ovejas de Extremadura, como símbolo de la integración de la naturaleza en la urbe. En Londres, la campaña llegó a 160 millones de personas.

Fuente: Diario Digital Expansión (06/10/2011)