- LLÁMANOS - 951 38 57 25 info@ratingempresarial.com

Las compañías del Ibex 35 mantenían a 30 de junio una deuda a corto y largo plazo con entidades de crédito próxima a los 230.000 millones de euros, lo que supone una reducción del 3,7%, equivalente a casi 8.880 millones de euros, en relación al mismo periodo del año anterior. Esta caída se explica, principalmente, por el proceso de desinversiones puesto en marcha por las empresas –Abertis, por ejemplo, vendió su 6,68% en Atlantia–. Algunas de ellas han refinanciado, además, todo su pasivo, como Ferrovial.

Si se descuenta el efecto de Grifols (compañía que ha multiplicado por 3,6 veces su endeudamiento financiero, hasta 3.150 millones, tras la compra de Talecris por 2.800 millones), la reducción de deuda llevada a cabo por las compañías del selectivo alcanza el 4,6%, equivalente a 11.000 millones de euros, según la estimación realizada por EXPANSIÓN.

El mayor esfuerzo en el recorte del endeudamiento correspondió al pasivo no corriente (largo plazo), que en el primer semestre se redujo un 3,99%, hasta 188.625,3 millones. El corriente (corto plazo), se sitúo en 41.315 millones, un 2,45% menos.

Este periódico ha tomado como base para calcular el endeudamiento financiero de las empresas las deudas con entidades de crédito y obligaciones u otros valores negociables, tanto no corrientes como corrientes, que aparecen en el balance consolidado semestral remitido a la CNMV.

Telefónica es la compañía con mayor volumen de deuda; sus casi 58.480 millones de euros equivalen al 25% del total de las empresas del Ibex. Sin embargo, su ratio de endeudamiento en relación al resultado bruto de explotación (ebitda) se sitúa en 5,17 veces, por debajo de la media del selectivo, de 6,23 veces.
De esta forma, las empresas más endeudadas en relación a su ebitda son Sacyr Vallehermoso, Grifols, Ferrovial, FCC, Acciona, OHL, Abertis y Enagás, todas ellas con una tasa superior a 10 veces el ebitda.

Una de las fórmulas que más están utilizando las empresas para reducir su pasivo con entidades de crédito son las desinversiones. Abertis vendió el 6,68% de Atlantia (antigua Autostrade) por 626 millones, con una plusvalía neta de 151 millones, mientras que Acciona se desprendió de dos autopistas en Chile por 293 millones. De esta forma, el grupo de construcción y servicios ha podido afrontar inversiones brutas de 569 millones, sin elevar en este montante su nivel de deuda..

Ferrovial, que ha vendido varios activos (Swissport y su participación en la M45 de Madrid), ha refinanciado toda su deuda corporativa, mediante la amortización anticipada de 491 millones de euros y la refinanciación de 1.314 millones. En julio, completó la amortización anticipada de 300 millones adicionales y la Autopista del Sol refinanció su deuda de 492 millones por cinco años. Iberdrola redujo su apalancamiento financiero en más de 1.200 millones, gracias a las operaciones de financiación llevadas a cabo en España, Estados Unidos, Reino Unido y Brasil, que han permitido aumentar el vencimiento medio de la deuda y mejorar su liquidez. Ademas, la colocación del déficit de tarifa que está en marcha en España ha permitido al grupo recuperar más de 2.100 millones.

Endesa redujo su deuda en más de 3.000 millones. En el primer semestre, la eléctrica cobró 3.637 millones del Fondo de Titulización del Déficit del Sistema Eléctrico. Además, recuperó 256 millones de los importes pendientes de cobro por los sobrecostes de la generación extrapeninsular con cargo a los Presupuestos Generales del Estado

Fuente: Expansión 02/08/2011