- LLÁMANOS - 951 38 57 25 info@ratingempresarial.com

Diversos estudios geológicos dicen que más de cien millones de barriles de petróleo se encuentran todavía bajo el subsuelo de Ayoluengo, el yacimiento burgalés descubierto en 1966 y que llegó a producir 4.000 barriles diarios bajo la gestión de Chevron en los años setenta.

Desde entonces, el declive de Ayoluengo ha sido imparable, tras pasar por las manos de varias compañías, entre ellas Repsol YPF. Ahora mismo, las instalaciones apenas bombean 200 barriles diarios, bajo la operación de la empresa británica Leni Gas & Oil.

Esta compañía, que adquirió Ayoluengo en 2007 por algo más de 2 millones de euros, tenía un ambicioso plan para multiplicar la producción del campo hasta los 2.500 barriles diarios en 2011, alcanzando un beneficio anual de 60 millones de euros. Con esa expectativa, la cotización de Leni en la Bolsa de Londres llegó a superar los 8 peniques en 2008.

Pero ante el retraso en el desarrollo de su negocio en España por la dificultad para extraer el crudo, el precio de las acciones de Leni apenas llega hoy a 1 penique, por lo que su valor bursátil total asciende sólo a 9 millones de libras (10,5 millones de euros). Entre enero y junio de 2011, las actividades de Leni en el pozo burgalés arrojaron una pérdida de 193.000 libras.

El débil nivel de producción también ha retrasado un acuerdo con la petrolera BP para que esta compañía utilice en su refinería de Castellón el petróleo de Ayoluengo. Las pequeñas cantidades que produce el pozo son aprovechadas ahora por una fábrica que el grupo francés de vidrio Saint Gobain tiene en la zona.

En estas circunstancias, Leni Gas & Oil ha optado por sondear el mercado en busca de socios que refuercen la inversión en Ayoluengo, ante la dificultad de encontrar financiación bancaria o capital en el mercado.

Modernizar los pozos
Se estima que hacen falta 25 millones de euros para modernizar los pozos y aplicar una nueva técnica de producción, mediante la que se inyecta nitrógeno en las bolsas de crudo para facilitar su bombeo. El objetivo es recuperar entre 10 y 20 millones de barriles de crudo de la zona durante los próximos años.

Fuentes de Leni no especifican la participación que podría asumir el nuevo socio. En el mercado no se descarta que el grupo británico traspase la mayor parte de Ayoluengo para centrarse en sus intereses en Trinidad y Tobago. La intención de Leni es encontrar un socio a principios de 2012 para iniciar las inversiones en el segundo trimestre.

En todo caso, el éxito en estos planes no ayudará demasiado al autoabastecimiento energético de España. Si Ayoluengo alcanza la máxima producción prevista, sólo cubriría el 1% de la demanda del país.

Fuente: diario digital expansión 13/11/2011

PUBLICIDAD:

En rating empresarial somos una empresa especializada en la gestión de riesgos comerciales, para ello llevamos a cabo estudios económicos financieros y de riesgos de sus clientes y/o posibles clientes de una forma personalizada, un solo objetivo mueve nuestro interés, evitar la morosidad en su empresa, nuestro compromiso es tal, que si una clasificación positiva por nuestra parte le resulta fallida, procedemos a la devolución íntegra del precio del informe. Contacte con nosotros al 902 10 98 63.