- LLÁMANOS - 951 38 57 25 info@ratingempresarial.com

El grifo del crédito permaneció cerrado en 2010. Una de cada cuatro empresas que solicitó financiación no la obtuvo. Para los próximos dos años, el INE calcula que el 60% de las compañía necesitará préstamos para mantener su negocio.

Fuente: INE

Fuente: INE

El año pasado, el 38% de las empresas no financieras necesitó un crédito. De ellas, el 25,2% fracasó en su intento. Estos resultados se desprenden de la Encuesta sobre Acceso a Financiación de las Empresas 2010 que el Instituto Nacional de Estadística (INE) publica hoy por primera vez.

Es especialmente destacable la comparación con el ejercicio 2007: aunque comparado con entonces el porcentaje de compañías que solicitaron préstamos se mantuvo estable (sólo fue 1,7 puntos porcentuales mayor el año pasado), la tasa de firmas que no lograron cubrir sus necesidades creció desde algo menos del 10% al 25,2%.

Los principales motivos de este cierre del grifo del crédito fueron «la falta de garantías o avales suficientes y la baja calificación de su solvencia financiera», según explica el INE. Si bien, las compañías achacan las dificultades a los elevados tipos de interes o unas condiciones «que no son aceptables».

Por tipos de prestatarios, un 96,8% de las empresas que buscaron financiación mediante préstamos acudieron a los bancos, el 21,6% solicitaron préstamos a propietarios y directivos de la propia empresa y un 12,4% a otras firmas.

Los datos que se conocen de este año tampoco son muy halagüeños, aunque aumentaron en marzo. En concreto, la financiación total que recibieron familias y empresas, y que también incluye préstamos del exterior y valores distintos de acciones (emisiones) aumentó un 0,2% interanual, según los datos del Banco de España.

Según el organismo regulador, hay dos razones que explican por qué el crédito tardará a recuperarse. La primera es la debilidad de la recuperación de la economía española y el hecho de que las familias y las empresas aún no han terminado de llevar a cabo su proceso de desapalancamiento.

Y, ¿en 2012 y 2013?
De cara a los próximos dos años, un 61,4% de las empresas encuestadas por el INE considera que necesitará financiación, que será solicitada principalmente a bancos. Los principales frenos para conseguirla serán, a su juicio, las perspectivas económicas, el parón de la demanda y la competencia de los precios. «Una de cada cuatro considera que su crecimiento futuro se verá afectado por una insuficiente financiación», indica el INE, que subraya que la principal finalidad de ésta es la continuidad de su negocio.

Fuente: Expansión 26 de mayo 2011

Publicidad:

Evite riesgos innecesarios en su empresa, contrate los servicios de rating empresarial y verá reducida su tasa de morosidad.